Le hablo al zaragocismo

Esta entrada estaba reservada para celebrar  el ascenso a Primera División del equipo de nuestra ciudad, el Real Zaragoza, pero lamentablemente no ha podido ser. No he querido dejar pasar más tiempo tras lo sucedido el pasado sábado en Palamós, para escribir todo lo que durante estos días ha pasado por mi pensamiento. Algunas veces, viene bien escribir en caliente, porque sale lo que realmente se piensa.

Vamos a vivir nuestro cuarto año consecutivo en segunda división, está siendo y va a ser muy duro para todos aquellos que amamos el blanquiazul del equipo del león. Espero ser capaz de transmitirte ánimo y esperanza con lo que vas a leer a continuación.

Mi amor hacia el Real Zaragoza comenzó cuando contaba tres años de edad el día en que entré a La Romareda  por primera vez de la mano de mi padre. Por entonces, jugaban Pichi Alonso, Camus, Blanco, Heredia, Arrúa… a diferencia de los tiempos actuales, los niños entrábamos gratis al fútbol y muchos veíamos los partidos sentados en las rodillas de nuestros padres. Esos momentos, hacían que las  emociones de nuestros mayores, alegrías o desencantos, nos impregnasen a los futuros zaragocistas del sentimiento de amor hacia unos colores, un sentimiento que ya nunca nos iba a abandonar. La fusión física con nuestros padres nos unía en el ánimo al equipo y en la tristeza ante las derrotas. Me acuerdo de  las vueltas a casa en el autobús de la línea 35 tras las derrotas, y de ver en la tele el programa deportivo Estudio Estadio, con la esperanza que en la repetición del partido, el equipo contrario fallase los goles… por no contarte las noches en vela.. pero también recuerdo esas noches de ir junto a mi padre a la plaza de España a celebrar buenos resultados , triunfos,  copas del Rey, y algún que otro ascenso, todavía reciente.

IMG_6600

Cuando he ido haciéndome mayor, mi propio cuerpo me ha demandado  hacer los viajes a otros estadios o a finales junto a mi padre, era como si necesitase volver a estar en sus rodillas fundido en el apoyo a nuestro equipo. En La Romareda he visto alegría, alboroto, celebraciones históricas, remontadas increíbles, y risas, muchas risas gracias al peculiar humor de la afición zaragocista. Aquél momento en el que Franco sustituía a Suárez o viceversa y el trasfondo que todo el estadio buscaba a la situación… era digno de vivirlo, cuanta guasa tenemos los maños y qué bien nos lo pasamos con poca cosa. También he observado lágrimas en las gradas, en mis compañeros de butaca, he visto abuelos llorando a moco tendido unas veces de alegría o en los últimos años, de rabia y de tristeza.

Zaragoza es una tierra complicada hasta en su climatología, somos un pueblo exigente con los demás,  porque somos muy exigentes con nosotros mismos. Nos gusta hacer las cosas bien, mejor dicho,  nos gusta hacer las cosas muy bien!!!.  Lo exportamos a todo, al fútbol, a la música, al arte a nuestros trabajos, … el maño, cuando hace algo, lo hace a conciencia y si no es así, no lo hace. Nos gusta por tanto el buen fútbol, a poder ser ofensivo, elegante… En la Romareda  se juntan en cada partido más de veinte mil entrenadores , cada uno con un alineación diferente, pero todos con el mismo objetivo, dar lo mejor al equipo y ganar.

Una de las cosas que más rabia me generaban los partidos contra los “equipos grandes” era que mucha gente de aquí les animaba en lugar de hacerlo hacia el Real Zaragoza. Entiendo tener simpatías hacia un segundo equipo, pero apoyar a otro antes que al de la tierra, es algo que nunca he conseguido entender. Es muy fácil jugar a caballo ganador, lo complicado es ser fiel a un equipo incierto como a veces, es el nuestro.

IMG_6597

El purgatorio de la segunda división, está haciendo sin querer, una selección natural quedándonos en esa selección, los que somos zaragocistas y punto, esos que en primera o en segunda, con frío , viento o calor de los de aquí, solo tenemos dos colores el blanco y el azul.

La situación económica general del país, de muchos de nosotros y del club en concreto, es muy mala. Existe el riesgo de pérdida de masa social, y se van a producir muchas salidas de jugadores. Queda en las manos de quienes amamos al Real Zaragoza, volver a sufrir un año más al lado de quienes estén, no dejarles solos y apoyar con fuerza al Real  Zaragoza. Estará en las manos de los dirigentes de la entidad, confiar esta situación de manera ineludible a quienes realmente viven y aman al escudo del Real Zaragoza, a los futbolistas de aquí,  los que en su día fueron niños que como yo, entraron al Estadio zaragocista de las manos de sus padres y un día soñaron que jugarían en su campo defendiendo el escudo del león. Me gustaría ver un equipo de la tierra, soñar que un día mi hijo, podría pisar el césped que he visto durante casi cuarenta años.

descarga

Quiero que los pequeños de hoy, ambicionen vestirse la zamarra zaragocista y llevar en sus pechos el escudo del Real Zaragoza.

¿Alguien me puede decir qué es lo que lo impide ahora mismo?

Estoy seguro, que contando con un equipo maño, nadie abandonará el barco. En esta tierra, cuando alguien cae, no se le deja solo porque el resto, nos ponemos el cachirulo al cuello y le ayudamos a levantarse. Cuando estamos unidos, no hay nada ni nadie que se ponga por delante, porque saben que nunca nos vamos a rendir. En Zaragoza, nos falta en muchos momentos creernos lo bueno que tenemos y lo buenos que somos en todo lo que nos proponemos. Es la hora de la cantera. Solo ellos van a conseguir, al año que viene, o cuando sea, sacarnos de este pozo sin fondo.

Desde este blog, enfocado hacia un plano más cultural, hoy me he permitido escribir esta entrada dedicada a uno de los elementos que más historia han aportado a la ciudad en el ámbito deportivo y de éxitos que una vez incluso, tuvieron alcance europeo con el inolvidable gol de Nayim en París. ( piel de gallina al escribirlo)

nayim-arsenal

Se lo dedico a mi hijo, Gonzalo, quien el pasado sábado, viéndome llorar,  me dijo la siguiente frase.

Papá, seguimos en segunda, pero quiero que sepas que yo, voy a jugar en el Real Zaragoza.”

Estoy ansioso porque se abra la campaña de abonados. Quiero tener cuanto antes el carnet de la próxima temporada. Vale de slogans de poder o no poder, o lamentaciones de si nos lo merecemos o no,  yo solo voy a pensar en apoyar a un equipo formado por once de los nuestros y lo haré junto a mi hijo. No se vive del pasado, vivimos hacia el futuro.

Zaragoza es nuestro origen y nuestro destino.

Aupa el Real Zaragoza ahora y siempre, arriba maños!!! debemos superar lo mejor que hemos conseguido en nuestra propia historia, y juntos lo conseguiremos.

IMG_6602

Anuncios

7 pensamientos en “Le hablo al zaragocismo

  1. Hola Julio
    Precioso articulo
    Bueno realmente n es un articulo
    Es tu vida, tus vivencias, tu cariño al Real Zaragoza
    La verdad es q emociona leerte y mucho.
    Pones tanto sentimiento en cada palabra q hay q leerte y releerte despacito para asimilar tanta fuerza y belleza
    Y las palabras d tu hijo. .. Para comerselo a besos
    Ya sabes d un magnifico profesor, un muy buen alumno
    Un besazo enorme y Viva el Real ZARAGOZA

    Le gusta a 1 persona

  2. Me ha encantado el articulo,desde SEVILLA se pasa muy mal,viendo a tu equipo otro año mas en segunda. Pero Julio yo opino lo mismo que tu y estoy seguro fe que mi SOBRINO jugara en el Real Zaragoza. Un beso

    Le gusta a 1 persona

  3. Animo Julio y disfruta con tu hijo Gonzalo lo que tu padre hacia contigo .no importa si esta en 1 o en 2 lo importante es participar y disfrutar .
    Un escrito de tu corazon precioso.
    No disfruto con el balon pero se que tu si y gran hijo

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s